Información publicada por CABI

El comercio entre dos países, dicen los libros de texto, representan una negociación gana- gana. Es decir, al intercambiar productos y servicios, ambos países terminan mejor. Los resultados esperados debieran ser que el crecimiento en ambas direcciones aumenta y por lo tanto, el beneficio en ambos lados es palpable.

Las Exportaciones de Guatemala a Europa (Zona Euro 27) representaron a fines del 2019 (pre pandemia) casi un 9% del total exportado. Mientras que las importaciones desde Euro27 menos del 7% importado. Nótese en la siguiente gráfica como la porción de las exportaciones ha aumentado en estos 19 años de datos de 5% a casi 9%. Aritmética implica que el crecimiento de las exportaciones a Europa crecen más que el promedio. Es decir, el comercio con Europa ha incrementado para Guatemala generando beneficios.

Para Europa la situación es positiva, no sólo tienen una balanza comercial superavitaria con Guatemala pero las exportaciones hacia nuestro país siguen creciendo a un ritmo importante, mayor que lo que crecen sus exportaciones al resto de países del mundo.

El déficit para Guatemala se ha mantenido entre US$ 350 a 400 mm al año. Ya casi US$ 1,000 mm van de exportaciones al viejo continente.

En el periodo estudiado, el crecimiento de las exportaciones de Guatemala a Europa crecieron a un muy buen nivel de 12.7% anual, mientras que las importaciones desde Europa lo hicieron en 7.6%.

Las cifras presentadas dan cuenta de que si hay beneficios de la relación con Europa para Guatemala y viceversa. La teoría de comercio es correcta en éste caso y como sucede en casi todas las relaciones comerciales. El comercio es unificador, permite no sólo intercambio de bienes y servicios, sino la socialización entre dos partes que intercambian cosas adicionales: costumbres, buenas prácticas y el relacionamiento humano (networking). Hay un dicho en inglés, que si queres que dos pueblos eviten guerras, hazlos comerciar.

Para Guatemala, la asignatura pendiente es no sólo crecer más, sino diversificar la base exportadora de productos donde 4 productos representan cerca de 50% del comercio enviado. Aceite de Palma, Café siendo los mayores. La diversificación implica más variedad de productos que pueden ser colocados en nichos de mercados tan diversos como lo 27 países que están unidos en Europa. Guatemala dada su escala no puede participar en mercados masivos, sino en nichos de mercado. La heterogenidad de Europa es tierra fértil para ir a buscar esos nichos. La inteligencia de mercados es la clave. Adecuar lo que busca al mercado con la producción que podamos hacer en GT y que tengamos ventajas competitivas.

Europa tiene unas exportaciones más balanceadas como se visualiza a continuación. Productos de alto valor agregado industriales. La prospección es que el comercio seguirá creciendo, las tendencias de largo plazo mostrado han vencido a recesiones económicas en el viejo continente mostrando que los productos de Guatemala son resilientes a esos vaivenes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *