“Debido a que la situación del COVID cambia a cada momento, creemos esencial tomar una decisión con la mayor presteza posible”, dijo la presidenta del comité organizador, Seiko Hashimoto

La decisión sobre la posible entrada de visitantes extranjeros a Japón para asistir a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 se tomará a finales de este mes, anunciaron este miércoles los organizadores de la cita deportiva.

Los anfitriones nipones también definirán hacia finales de abril cuánto público podrá entrar en las sedes de las competiciones olímpicas, dijo la presidenta del comité organizador, Seiko Hashimoto, en rueda de prensa.

Debido a que la situación del COVID cambia a cada momento, creemos esencial tomar una decisión con la mayor presteza posible”, explicó Hashimoto al término de una reunión telemática entre los organizadores, las autoridades niponas y los comités Olímpico y Paralímpico internacionales (COI e IPC).

La decisión sobre la entrada o no de viajeros extranjeros con motivo de los Juegos se tomará “a partir de las opiniones de los expertos sanitarios y en función de la situación de los contagios de COVID tanto en Japón como en otros países”, explicó la máxima responsable de Tokio 2020.

Japón, que tiene previsto acoger en Tokio los Juegos Olímpicos a partir del próximo 23 de julio y los Paralímpicos desde el 24 de agosto, mantiene sus fronteras cerradas para viajeros foráneos desde hace meses como medida preventiva contra la propagación del COVID-19.

La decisión final será tomada “teniendo en cuenta las opiniones del COI, de los gobiernos de Tokio y central nipón y del comité organizador”, dijo Hashimoto al ser preguntada sobre qué organismo tendría la última palabra sobre el tema.

En cuanto a la presencia de público en las gradas, Hashimoto afirmó que en la reunión de hoy no se ha contemplado la opción de que las competiciones se celebren a puerta cerrada.

Tokio 2020 será el primer evento global en celebrarse durante la pandemia y creemos que debe servir como muestra de triunfo contra el virus”, recalcó Hashimoto, quien destacó no obstante que la prioridad es garantizar “unos Juegos seguros para deportistas y público”.

El presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, destacó por su parte que este organismo “hará todo lo posible por garantizar la seguridad de todos los participantes, pero también la de los japoneses”.

Por eso, el COI “está del lado del comité organizador sin ningún tipo de reservas”, señaló Bach durante su intervención al inicio de la reunión, que estuvo abierta a los medios.

Bach afirmó en el mismo sentido que el COI “hará todos los esfuerzos que pueda junto a los comités nacionales para que lleguen vacunados a Tokio todos los atletas que sea posible”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *